top of page

¿Existe una receta para conciliar?

¡Hola! Soy Usúe Madinaveitia, coach, emprendedora, conferenciante, madre y creadora del proyecto #mamiconcilia. Y hoy quiero contarte mi historia.




Cuando faltaban 3 semanas para reincorporarme tras la baja de maternidad, me invitaron a irme de la empresa en la que trabajaba. Tras unos días agobiada planteándome cómo empezar a buscar trabajo, con miedo a perder el tren de la vida laboral, pero con pocas ganas de separarme de mi hijo, se me ocurrió lanzar un ebook que recogiera la experiencia de conciliación de distintas mujeres directivas. Aquel libro vio la luz el Día de la Madre de 2014. Se llamaba #mamiconcilia.


Tuvo gran repercusión en las redes sociales y posteriormente en los medios de comunicación. Me empezaron a llamar para dar charlas e impartir talleres. Así estuve durante tres años.


Me dejaba llevar, fluía, hasta que de repente me atacó el síndrome de la impostora. La gente me preguntaba cómo hacía yo para conciliar y yo desconocía la receta. Es más, sentía que cuanto más éxito tenía #mamiconcilia, menos conciliaba yo. Salir en los medios, participar en un evento o preparar un taller me encantaba pero suponía pasar menos tiempo con mi hijo que era lo que en realidad me apetecía.


"La gente me preguntaba cómo hacía yo para conciliar y yo desconocía la receta".

Entonces me salieron dos clientes que nada tenían que ver con #mamiconcilia pero me daban seguridad económica y poco a poco fui dejando de lado lo que sentía como mi propósito de vida. Los clientes me llenaban el bolsillo pero no el alma y con el paso de los años fui perdiendo la ilusión. Sentía que me había equivocado en mi decisión de primar lo económico y haber abandonado #mamiconcilia. Me lamentaba y me fustigaba a diario. Me sentía totalmente perdida. Ya no sabía lo que quería.


Para encontrarme hice unas sesiones de coaching en las que al final mi coach me animó a formarme como coach, lo que me daría herramientas para ser mejor persona y mejor madre y además para poder ayudar a otras madres que vivieran situaciones parecidas a la mía, que se enfrentaran a un despido, que quisieran emprender o volver al mundo laboral sin dejar de ser madres presentes y conscientes, y que quisieran cuidarse y seguir creciendo como personas y profesionales para ofrecer su mejor versión en cada faceta de su vida.


"Mi coach me animó a formarme como coach, lo que me daría herramientas para ser mejor persona y mejor madre y además para poder ayudar a otras madres que vivieran situaciones parecidas a la mía".

El principal reto durante estos años ha sido sacar tiempo para trabajar, para seguir sintiéndome una buena profesional, aportar económicamente en casa y conservar la confianza en mí, sin dejar de cuidar a mi familia que es mi prioridad. A este reto he añadido el de tener tiempo para mí sin sentirme culpable.


La maternidad ha sido un renacer a una vida más consciente y una oportunidad para evolucionar profesionalmente hacia un trabajo que me llena más. Aunque en estos diez años he tenido unas épocas más activas y otras menos en lo laboral, no considero que haya ningún hueco en mi curriculum porque cada experiencia vivida me ha servido para crecer personal y profesionalmente.


"No considero que haya ningún hueco en mi curriculum porque cada experiencia vivida me ha servido para crecer personal y profesionalmente".

Tras mi crisis, volver a la vida profesional no fue fácil pero en el proceso descubrí que la dificultad tenía más que ver con mis creencias y juicios sobre la maternidad, las empresas y sobre mí misma que con los demás. De alguna manera estas creencias y juicios me hacían sentirme más insegura y esa inseguridad la transmitía lo que hacía que yo sola me cerrara puertas. En cuanto volví a creer en mí, las puertas volvieron a abrirse.


Comments


mowon-recruiters-spot-05.png

Hola, ¡gracias por visitarnos!

Queremos que este blog sea un espacio seguro y sobre todo motivacional.

Cuando creemos nuestra Newsletter podrás suscribirte aquí.

  • Instagram
bottom of page